Ultimas noticias

Panamá le arrebata el triunfo a Gales en el último minuto

Panamá consigue un empate en el último minuto del encuentro por un fallo de la defensa de Galés. Cooper se convirtió en el héroe con su tanto.

Simón Escudero Seguir
Actualizado: 14 noviembre 2017 23:01h CET
Panamá, única clasificada del partido, llegó al Cardif City Stadium para disputar su segundo amistoso en el parón de Selecciones. En el primero no logró vencer a Irán, perdió 1-2, y esta noche no ha conseguido un empate in extremis. Una derrota y un empate que dejan muchas dudas en el combinando panameño. Gales que no contó con su mejor jugador, Bale sigue lesionado, perdió el encuentro por un fallo de la defensa.

El combinado de Hernán Darío Gómez consiguió hacer historia con la clasificación mundialista tras quedar tercero en el hexagonal final de la Concacaf, pero tiene mucho trabajo por delante si quiere realizar una buena actuación en el Mundial de Rusia. Ante Gales no fue capaz de tener la iniciativa, ni de realizar triangulaciones con claridad. Muchos errores, nervios y sobre todo falta de ideas en los metros finales. El técnico colombiano apostó por la juventud para estos dos choques pero lo que se ha visto es que estarán por debajo del nivel del resto de selecciones que llegarán el próximo verano al Mundial de Rusia.

Los galeses saltaron al terreno de juego mejor que su rival y solo tardaron diez minutos en revolucionar el encuentro. Vokes se destapó como el hombre más peligroso en ataque; el delantero del Burnley tuvo dos claras pero no logró materializar ninguna. En la primera parte pasó de verdugo a mártir porque no aprovechó el penalti en el tramo final para adelantar a los suyos. El guardameta Jaime Pinedo se alzó como héroe y se acrecentó ante toda Gales. El guión siguió el curso de las mejores historias de Hollywood, el conjunto no clasificado para el Mundial estaba siendo mejor sobre el terreno de juego. Los panameños no sabían qué hacer con la pelota. La estrategia escogida fue de equipo pequeño, de esperar atrás y de salir a la contra. Fue en el minuto 30, cuando Gabriel Torres, que no Fernando, dio el primero susto a los locales. Pisó área, esperó, amagó y con un toque sutíl se atrevió a disparar a puerta. Esa jugada aislada cambió la dinámica de todo un plantel. Heraldez y Blas Pérez tomaron el protagonismo de su compañero en la zona ofensiva. Ambas ocasiones no fueron gol pero sirvieron para meter el miedo al contrincante.

Una primera mitad sin Bale y sin Ramsey; con Williams y Allen en el banquillo, pero los once jugadores no echaron de menos a los más aclamados por el público y se valieron para llevar las riendas de un partido que se dirigía directo hacia la victoria de los locales. El penalti dejó mella pero se recompusieron y volvieron a dejar a Panamá sin balón y encerrado en su campo.

El segundo tiempo fue un calco del primero. Gales fue madurando según pasaban los minutos. Apretaban la salida del rival y metían el miedo con sus jugadas por la banda que acababan en centros al corazón del área. Pero fueron, otra vez, sorprendidos por Gabriel Torres. El delantero fue el primero en irse al banquillo pero nos regaló una acción peligrosa. Lawrence, al ver esa ocasión, se hizo con el balón en la banda, tiró la diagonal y una vez pisó área mandó el balón al fondo de la red. La afición lo celebró y tomó aire con ese 1-0. Cuando todo parecía que iba a acabar así, Armando Cooper aprovechó un error en la marca de la defensa para anotar el tanto del empate. El banquillo y los once jugadores saltaron por la euforia del gol.

Fuente: as.com

Leave a comment

Your email address will not be published.


*


wp-puzzle.com logo